> 
 > 

Seguridad para motoristas: Luz de láser y “head-up display”  


Publicado el 10/03/16

Los fabricantes del sector de las dos ruedas continúan desarrollando interesantes soluciones para incrementar la seguridad para motoristas. Entre las últimas, destacan la luz de láser, con un alcance en carretera de 600 metros, y el conocido como “head-up display”, un visor acoplado en el casco que muestra datos como el límite de velocidad y alerta de posibles peligros en la calzada.

seguridad para motoristas (fotolia)

La iluminación de tipo LED –del acrónimo inglés “light-emitting diode” (diodo emisor de luz) – comenzó a aplicarse al sector de las dos ruedas a principios del presente siglo. Inicialmente, dicha tecnología se introdujo en los pilotos posteriores y en los intermitentes, aportando un plus de seguridad para motoristas gracias a su mayor luminosidad en comparación con las lámparas convencionales.

Y desde hace pocos años, los diodos luminosos también vienen aplicándose a los grupos ópticos delanteros, ya sea para ejercer las funciones básicas o de luz diurna, cada vez más frecuente tanto en motos como en scooters.

 

Luz de láser

Ahora, los fabricantes de motocicletas han dado un paso al frente al desarrollar la luz de láser, solución procedente del sector del automóvil –donde es empleada en los modelos de gama alta–. Concretamente, fue el Consumer Electronics Show (CES) de Las Vegas (EEUU), considerado el salón tecnológico más importante del mundo, el marco elegido para presentar, en enero de 2016, un significativo avance que, a buen seguro, irá aplicándose progresivamente a las motocicletas en los próximos años.

Respecto a los equipos de iluminación que vienen empleándose en las motos actuales, la lámpara de luz de láser genera un haz puro y muy blanco. Y, además, su alcance en carretera es de 600 metros, el doble que el aportado por las luces tradicionales. De esta forma, se logra incrementar notablemente la seguridad para motoristas en conducción nocturna. Y según los fabricantes, la tecnología láser se caracteriza por una vida útil mayor gracias a su construcción compacta, robusta y sin necesidad de mantenimiento.

La luz de láser presentada en el CES de Las Vegas estaba montada en un prototipo de motocicleta “touring”, por lo que, presumiblemente, es de esperar que, al igual que ha sucedido con la tecnología LED, su introducción en el sector llegue primero a los segmentos más exclusivos, ya sea como equipamiento de serie u opcional.

 

Un plus de seguridad para los motoristas: “Head-up display”

Ya que nos referimos a la iluminación y, por lo tanto, a la visibilidad, los fabricantes de motocicletas están perfeccionando otra solución desarrollada por el sector del automóvil: el “head-up display” o proyector de datos en el parabrisas, facilitando así que el conductor no se distraiga y mantenga la vista en la carretera constantemente.

En el caso de los motoristas, el “head-up display” se ha incorporado a un prototipo de casco con el mismo objetivo: que el conductor no baje su mirada hacia el panel de instrumentos, posibilitando así que se concentre plenamente en el manejo de su vehículo sin distracciones.

Para tal fin, la información del visor acoplado al casco puede personalizarse y desplegarse en pantallas que permiten visualizar, entre otros, datos relacionados con el estado de la motocicleta –por ejemplo, la presión de los neumáticos, el nivel del aceite y de la gasolina, la velocidad a la que se circula, la marcha engranada, etc.– o de la vía por la que se transita –límite de velocidad, señales de tráfico…–, además de advertir al motorista de posibles peligros como obras en la calzada. Estos últimos podrían actualizarse en tiempo real gracias a tecnología de comunicación V2V –Vehicle-to-Vehicle (vehículo a vehículo)–.

Asimismo, el casco con “head-up display” facilita visualizar consejos de navegación previos al inicio de una ruta y permite grabar secuencias de vídeo a través de una cámara ubicada en el frontal, mientras que una segunda, situada en la parte trasera, hace las veces de retrovisor. De esta manera, se propicia un mayor control del tráfico y también permite al motorista comprobar dónde se encuentran sus compañeros de viaje en todo momento.

El equipamiento del casco dotado de “head-up display” se completa con un pequeño ordenador y altavoces, pudiendo manejarse todas las funciones de manera sencilla e intuitiva desde el puño izquierdo del manillar con el fin de evitar distracciones.

 

También puedes leer:

Seguridad en moto: la importancia de ser visible